Jelly Jam…para toda la familia

Como padre de un bebé de 20 meses, he tenido que volver a sumergirme en el mundo de la animación infantil. No es que me queje, me encantan los cómics, los efectos digitales de las películas y los dibujos animados. Lo que me irrita es la calidad. Se respeta muy poco a la infancia, no solo a través de televisión, ofreciéndoles productos de calidad nula ya que ellos, debido a su falta de experiencia, los devoran sin rechistar.
Sin embargo a veces nos topamos con honrosas excepciones como Jelly Jam. Jelly Jam es una serie de dibujos animados realizada en 3d con un diseño visual muy simple, de formas suaves y colores básicos y armónicos. La misma impronta que Pocoyó, lo que no es de extrañar, ya que las dos series han surgido bajo las directrices de Víctor M. Lopez, una con la productora Zinkia y la otra con Vodka Capital.
Con series como esta, da gusto ver “los dibujos” con mi hijo. Él alucinando con los colores y las formas y yo… igual, pero a otra escala. En mi caso lo que me atrae es la radiosidad de Arnold Render, el suave modelado mediante subdivisión de superficies, el rigging…
Parece mentira que estemos hablando de animación española cuando estamos hablando de un exitoso producto que ya se está emitiendo en docenas de países de todo el mundo. Y es que todavía existe esa concepción de la producción nacional como “españolada” y, cada vez mas, el sector de la animación digital está demostrando lo contrario. Se pueden tener buenas ideas, se puede encontrar una buena cantera de profesionales y, si se vence el miedo, se puede conseguir, como en este caso, una productora dispuesta a hacerlo viable para que los niños disfruten de estos personajes y ciertos padres imaginen los polígonos que los componen.

Publicado en Animacion 3d, Opinión.